Entrevista a Andrés Moncayo, Gerente de Doña Julia Golf

Doña Julia Golf está situado en plena Costa del Sol, un campo con un gran mantenimiento, una relación calidad-precio equilibrada y muchos planes de futuro, como la apertura de un nuevo hotel y su nueva Casa Club.

0
515

Háblanos de tu trayectoria y vinculación al golf

Pues empezaré por decir que “de casta le viene al galgo”. Mi padre, Andrés Moncayo ha sido gerente de La Duquesa Golf y todo un personaje en el mundo del golf. Así que se podría decir que mi trayectoria empezó con tres años (ríe), cuando andaba por La Duquesa con mi padre, del que he aprendido casi todo lo que sé.

Cuando crecí me di cuenta de que lo que hiciera en la vida estaría vinculado al golf y comencé a trabajar en La Duquesa Golf, pero desde abajo y pasando por todos los puestos, desde recoger bolas, mecánica, lavar buggies, caddie master, cortar greens, calles tees, administración, recursos humanos, en fin, mucho pico y pala.

Después pasé por varios clubs más, haciendo trabajos esporádicos como en Finca Cortesín y en Atalaya, donde también aprendí mucho. Finalmente aterricé en Doña Julia Golf , que tenía un proyecto muy bonito pero duro a la vez. Aquí llevo cuatro años como director general, haciendo lo que tanto me gusta, vivir el golf desde las entrañas, desde que se crea el producto hasta que es disfrutado por el cliente. Para mí es muy satisfactorio ver cómo poco a poco vamos creciendo y mejorando, dándolo todo y viendo los resultados que siempre en los inicios cuesta ver, y que ahora van llegando.

 

¿Qué destacarías de Doña Julia?

El encanto de Doña Julia Golf es el enclave, ya que mientras juegas disfrutas de unas vistas espectaculares al mar Mediterráneo y la costa africana, que contrastan con la vegetación autóctona y la sierra. Todo este paisaje hace que jugar en Doña Julia sea muy gratificante. En cuanto a las características del campo, destacan la amplitud de las calles en la mayoría de hoyos y también son llamativos sus grandes greens. Esto, junto con un rough no muy duro y las excelentes condiciones del campo, brindan al jugador un recorrido no muy complicado del que se puede disfrutar. Todos estos atractivos se completan con una relación calidad-precio equilibrada que hace de Doña Julia el lugar perfecto para disfrutar del golf.

¿Cuáles son los cambios / mejoras más importantes que se han llevado a cabo recientemente?

En cuanto a inversiones, poco a poco estamos incorporando toda la maquinaria necesaria para mejorar el mantenimiento, desde abonadoras, máquinas de greens, de calles, de rough, un rulo, una vertidrain de calles y de greens etcétera. También hemos ampliado a 75 la flota de buggies Club Car y Ez-go, remodelado el putting green y el jardín de la cafetería para que tomar un tentempié al final del recorrido en nuestra terraza sea aún más agradable.

 

¿Y los planes para el futuro próximo?

En el futuro nuestro principal objetivo, en lo que a mejoras técnicas se refiere, es poner de nuevo en marcha la fertirrigación, lo que nos daría una amplia ventaja en el mantenimiento del campo y renovar las tripletas de greens, para que nuestro recorrido luzca perfecto. Estos cambios y las obras del nuevo hotel y casa club que comienzan en abril, nos van a permitir dar un gran salto de calidad a corto-medio plazo.

¿Es Doña Julia un campo para todo tipo de jugadores? Algunos consejos para jugar el campo

Doña Julia es un campo para todos los públicos. Para los jugadores más experimentados es un campo bastante asequible si no se cometen grandes errores desde el tee de salida y para los jugadores medios es un recorrido que supone un reto, pero sin muchas exigencias, ya que gracias a la amplitud de calles y greens no penaliza mucho los fallos. Mi consejo es no fallar desde el tee, elegir el palo correcto en todas las salidas, ya que hay hoyos en los que no es necesario desenfundar el drive si no quieres meterte en problemas.

Háblanos un poco de la historia del club y del lugar donde se encuentra

El nombre de Doña Julia se lo da la primera propietaria de los terrenos, sobre los años 70. Una mujer que adquirió varias fincas y las unificó para poder hacer en sus 150 hectáreas un gran complejo con campo de golf. Las obras de construcción del campo fueron bastante rápidas. Se iniciaron en 2001 y se inauguró cuatro años más tarde. El diseño del campo es obra del prestigioso arquitecto malagueño Antonio García Garrido, quien supo aprovechar los movimientos de la finca para crear uno de los mejores campos de la Costa del Sol. El resultado, 18 hoyos enclavados en 70 hectáreas, con vegetación autóctona y unas vistas espectaculares del Mediterráneo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here